A 26 años de la creación de ENEL

 

 

Publicado: 10 de Noviembre 2020

 

 

De acuerdo a datos informativos del Ministerio de Energía y Minas (MEM) y la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (ENATREL), este año Nicaragua alcanzó una cobertura eléctrica de más del 98 por ciento, siendo el segundo país en Centroamérica con el porcentaje más alto de población con acceso a la energía eléctrica. Para llegar a este logro que se alcanza bajo la dirección del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional (GRUN), el sistema energético del país ha pasado por varias etapas y transformaciones en su matriz.

 

Durante una entrevista en el programa televisivo Detalles del Momento a inicios de este 2020, el Ing. Ernesto Martínez Tiffer, Presidente Ejecutivo de la Empresa Nicaragüense de Electricidad (ENEL) indicó que el cambio de la matriz energética es una realidad y que el país registra una generación en energía renovables cerca del 80% entre (biomasa, geotermia, hidroeléctrico y eólico) lo que permite tener una “solidez en nuestro Sistema de Interconectado Nacional, tenemos una capacidad instalada de 1,500 Megavatios, para dar cobertura a la demanda nacional”.

 

Parte de esa cobertura a la demanda nacional que es de 700 Megavatios (MW), ENEL garantiza por medio de sus Plantas de generación hidroeléctricas (Carlos Fonseca, Centro América, Larreynaga) y Plantas Térmica Managua, un aporte de 13.5% a la generación total (hasta el mes de octubre) del Sistema Interconectado Nacional (SIN).

 

26 años aportando al desarrollo económico y productivo del país

 

La Empresa Nicaragüense de Electricidad (ENEL), tiene mucha historia. Desde su antecesora la Empresa Nacional de Luz y Fuerza (ENALUF) creada en el año 1970, el Instituto Nicaragüense de Energía (INE) creado en el año 1979, y la creación como ENEL en el año 1994, su segmentación y privatización de algunas de sus empresas derivadas, hasta su reunificación en el año 2011.

 

 

ENEL nace en 1994 con el objetivo de “generar, transmitir, distribuir y comercializar energía eléctrica en el país”. El Decreto Ejecutivo N°. 46-94, aprobado el 28 de octubre de 1994 y publicado en La Gaceta, Diario Oficial N°. 204 del 1 de noviembre de 1994 en el artículo primero señala “Créase la Empresa Nicaragüense de Electricidad, entidad del dominio comercial del Estado, con personalidad jurídica y patrimonio propio, duración indefinida y plena capacidad para adquirir derechos y contraer obligaciones, que en adelante se denomina la Empresa o simplemente ENEL”. Este decreto fue reformado recientemente en septiembre del 2020 mediante la Ley N°.1038 que transforma a ENEL en un Ente descentralizado del Poder Ejecutivo. El Instituto Nicaragüense de Energía INE queda como Ente Regulador.

 

Durante su creación ENEL administra las Plantas Termoeléctricas Nicaragua y Chinandega; Planta Geotérmica Momotombo, Plantas Hidroeléctricas (PCA) y (PCF); y Las Planta Térmicas Las Brisas y Managua. Cuatro años después, en 1998, en manos de Gobiernos neoliberales, ENEL sufre una segmentación y privatización de la mayoría de sus empresas derivadas.

 

El ingeniero Justo Sandino Cooper, ex Gerente General de Generaciones de ENEL y con medio siglo de experiencia en el campo energético del país, comparte que “durante este proceso de segmentación y privatización, se privatizan las Plantas Nicaragua y Chinandega, que pasaron a integrar la Generadora Eléctrica Occidental, S.A. (GEOSA) y se entrega la explotación del Campo Geotérmico y Planta Momotombo. Asimismo, se crean las empresas estatales Generadora Central S.A. (GECSA), la Empresa Generadora Hidroeléctrica S.A. (HIDROGESA), la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica (ENATREL), quien queda a cargo de la transmisión y el Centro Nacional de Despacho de Carga (CNDC); y la Empresa Disnorte-Dissur, empresa privada que se encarga de la distribución y comercialización de la energía”.

 

Ing. Ernesto Martinez Tiffer, Presidente Ejecutivo de ENEL junto al Ing. Sandino Cooper
 

Tras la segmentación y privatización que sufre ENEL bajo los Gobiernos neoliberales, queda únicamente con HIDROGESA que aglutina a las 2 plantas hidroeléctricas (PCA) Y (PCF); y GECSA (Planta Managua). Si bien la intención de los Gobiernos neoliberales era privatizar estas empresas remanentes, no se logró, porque en el 2007 con la Victoria del Pueblo y llegada del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional (GRUN) se paralizan las privatizaciones. Desde entonces las Plantas Hidroeléctricas se convierten en el “corazón” de ENEL y por medio de ellas la empresa aporta al desarrollo productivo del país con energía limpia, segura y competitiva.

 

Es hasta en el año 2011 bajo la dirección del GRUN que, por medio de la Ley de Industria Eléctrica, Ley. N° 272, aprobada el 7 de julio de 2011, se ordena la “disolución sin solución de continuidad” de las empresas HIDROGESA, GEMOSA Y GECSA, logrando la reunificación de ENEL.

 

Asimismo, en septiembre de este 2020 se transforma la Empresa Nicaragüense de Electricidad (ENEL), en un Ente Descentralizado del Poder Ejecutivo que queda adscrito bajo la rectoría sectorialdel Ministerio de Energía y Minas, y se establece que la Empresa no podrá ser objeto de privatización, mediante la Ley N°.1038 “Ley de Reforma al Decreto Ejecutivo No. 46-94, Creación de la Empresa Nicaragüense de Electricidad (ENEL) y sus reformas”. Esta ley fue resultado de una Iniciativa enviada con trámite de urgencia por el presidente de la República comandante Daniel Ortega Saavedra.

 

ENEL, más que una empresa energética

 

 

Ing. Jorge Desayes, Gerente Gral. de Generaciones de ENEL

En la actualidad ENEL administra las Planta Hidroeléctrica Centro América con 50 Megavatios, Planta Hidroeléctrica Larreynaga con 17 Megavatio, (puesta en operaciones en el año 2015) y Planta Hidroeléctrica Carlos Fonseca 50 Megavatios, ubicadas en el norte del país en los Departamentos de Jinotega y Matagalpa; “Tres plantas en cascadas que reutilizan el agua de los embalses Apanás y Asturias para la generación hidroeléctrica”, así lo destaca el Ingeniero Jorge Desayes, Gerente General de Generaciones de ENEL. Continuando con la generación de energía, ENEL administra las Plantas Térmicas Managua, (12 MW) y Las Brisas de 65 MW (fuera de operaciones), la Planta Geotérmica Momotombo de 77 MW (en arriendo), y pequeñas plantas aisladas en la Costa Caribe.

 

Así mismo, el Ingeniero Desayes señala que el total de la potencia instalada de ENEL a través de sus plantas generadoras a octubre de 2020 es de 117 MW solo en hidroeléctrica (Plantas Centro América, Carlos Fonseca y Larreynaga) y 12 MW en la Planta Térmica Managua, “la importancia de la empresa también radica en que por medio de sus generadoras hidroeléctricas las que son muy versátiles, el país tiene cómo responder ante un apagón nacional, porque en 8 minutos se puede restaurar la energía en el sistema y enviar energía a las otras plantas para cubrir la demanda total” enfatiza.

 

A excepción de la Planta Hidroeléctrica Larreynaga que tiene apenas 5 años de operación, las otras dos Plantas Hidroeléctricas llevan más de medio siglo generando energía limpia. En ambas plantas el Buen Gobierno Sandinista a través de ENEL ejecutó el Proyecto de Rehabilitaron y Modernización con el apoyo del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) y del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

 

La modernización contempló la instalación del Sistema Tecnológico Internacional Supervisory Control And Data Acquisition (SCADA), cuya principal acción es el monitoreo y control de las hidroeléctricas para obtener datos en tiempo real. También, se mejoró el sistema Bypass en las tres Plantas Hidroeléctricas y se rehabilitó e incorporó la Estación de Bombeo Asturias al sistema SCADA. “Esta modernización garantiza y asegura la generación hidroeléctrica por 30 años más”, señala el ingeniero Desayes.

 

Lo más importante es que son generadoras estatales, esta rehabilitación y modernización permitirá que el Estado por medio de ellas garantice por tres décadas más la generación de energía limpia e impacte en la transformación económica y social del país.

 

Una empresa que trabaja para el Pueblo

 

En cumplimiento al mandato del presidente comandante Daniel Ortega y la compañera Rosario Murillo, de servir al pueblo con amor, ENEL trabaja para el pueblo y contribuye a balancear el precio de la energía al participar con precios bajos en comparación a las empresas privadas que generan al Sistema Interconectado Nacional (SIN) energía a base de fuentes térmicas. Al respecto el Ingeniero Desayes expresó: “Nosotros como empresa estatal subsidiamos la tarifa energética de las familias que consumen menos de 150 kWh, ENEL trabaja para el pueblo, produce energía a favor de los nicaragüenses”.

 

 

Igualmente, ENEL implementa acciones para asegurar la máxima compatibilidad ambiental y proteger la madre tierra, como los planes de reforestación en las zonas donde están ubicadas las Plantas Hidroeléctricas, por medio de la Unidad de Gestión Ambiental (UGA). Además, la Empresa a través del Mecanismo de Compensación por Servicios Ambientales (MCSA) otorga incentivos económicos a protagonistas que garantizan el mantenimiento del bosque por medio de los Sistemas de Restauración Ambiental (SRA) y la conservación en las Reservas Silvestres Privadas (RSP).

 

Asimismo, dentro de su Gestión Interna esta empresa estatal promueve y vela por la Higiene y Seguridad Ocupacional de sus trabajadores, facilita la capacitación y formación continua a todos los niveles, fomenta el deporte y garantiza la continuidad educativa de sus colaboradores en las escuelas de educación básica de jóvenes y adultos en las Plantas Hidroeléctricas Centro América (PCA) y Carlos Fonseca (PCF).

 

En esa premisa de brindar mejores condiciones a sus trabajadores, ENEL se proyecta hacia la modernización de su infraestructura, este año inició las obras de cimentación para la construcción de sus nuevas oficinas centrales.

 

13 años de revolución energética

 

De acuerdo al Gabinete de Energía, en el año 2006, Nicaragua era el país que tenía el más bajo nivel de cobertura eléctrica en toda Centroamérica con un 50.4%, la electricidad no llegaba a todos los hogares nicaragüenses y las familias que tenían el servicio sufrían el racionamiento o los famosos “apagones”. Hoy en día, tras 13 años de Buen Gobierno bajo el liderazgo del Comandante Daniel Ortega y la Compañera Rosario Murillo, el país alcanzó más del 98% de cobertura a nivel nacional y se proyecta llegar al 99% en el 2021.

 

Otro logro del Gobierno Sandinista es la transformación de la matriz energética, según el Centro Nacional de Despacho de Carga (CNDC), en el año 2007 cuando el Buen Gobierno retomó la Presidencia, la generación de energía renovable era del 25%; 13 años después, la Generación Nacional de energía limpia ronda el 80%.

 

A sus 26 años de creación ENEL reafirma su compromiso de avanzar en la promoción y generación de Energía Limpia y Amigable con el Medio Ambiente, y continuar contribuyendo al desarrollo social, productivo y económico del país.

 

{{#image}}
{{/image}}
{{text}} {{subtext}}